A Donald Trump le parece ridículo saber que las personas mueren de gripe… aunque su abuelo falleció por esta causa, según su biografía

Mientras ofrecía una conferencia de prensa sobre el brote de coronavirus el viernes pasado, el presidente Donald Trump aseguró que no sabía que las personas morían a causa de la gripe, dijo que le parecía ridículo que la gente muriera por esa razón. Sin embargo, abuelo falleció por esta enfermedad en 1918, según Gwenda Blair, biógrafa de Trump.

“Cuando escuché la cantidad de personas que han muerto por la gripe, me sorprendió escucharlo”, dijo Trump mientras recorría la sede principal de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) en Atlanta. “Durante el último y largo período cuando las personas tienen gripe, hay un promedio de 36.000 personas muriendo. Nunca he escuchado esos números, me hubiera impactado. Hubiera dicho: ‘¿Alguien muere por la gripe?’ No sabía que la gente muriera de gripe”, añadió.

Trump tiene razón acerca de que miles de estadounidenses mueren cada temporada a causa de la gripe. Los CDC estiman que más de 34.000 personas murieron a causa de la influenza en la temporada de 2018-2019. El periodo anterior esa cifra se calculó en más de 61.000.

En 1918, una pandemia de influenza se extendió por todo el mundo y acabó con la vida de unas 675.000 personas en Estados Unidos y de 50 millones alrededor del mundo, según los CDC. El abuelo paterno de Trump, Friedrich Trump, fue una de esas personas que murió de gripe en 1918, según el libro de Blair The Trumps: Three Generations of Builders and a President, que se publicó por primera vez con un título diferente en 2001 y posteriormente fue reeditado luego de que Trump llegara la Casa Blanca. The Washington Post fue el primer medio en señalar, a raíz de los comentarios del mandatario la semana pasada, que la gripe mató a su abuelo.

CNN conversó con Blair sobre Trump y su historia familiar este domingo. La biógrafa, quien no ha hablado con el hoy presidente en más de una década, sugirió que era poco probable que Trump no supiera cómo murió su abuelo.

Trump conoce algunos detalles de la vida de su abuelo. En el documental de 2016 The Kings of Kallstadt, Trump mencionó la primera llegada de su familia a Estados Unidos. “Mi abuelo Friedrich Trump vino a Estados Unidos en 1885”, aseguró el presidente en el documental. “Se unió a la gran fiebre del oro, lo hizo increíblemente bien, amaba a este país”, añadió.

Al momento de su muerte en 1918, Friedrich era un empresario de 49 años con tres hijos que vivían en Queens, escribió Blair en su libro.

Blair recordó que cuando entrevistó a Trump, él no mostró mucho interés en su propia historia familiar y prefirió centrarse en su negocio.

La Casa Blanca no ha respondido a la solicitud de comentarios al respecto, ni ha respondido preguntas de CNN sobre si el presidente sabía que su abuelo murió de gripe.